Cómo colgar un cuadro fácilmente!!

¡Dime que no soy la única a la que colgar un cuadro le pone de los nervios! Soy un poco TOC y sufro si no me queda justo en el sitio que quiero. Especialmente si cuelgo varios juntos, porque me gusta que queden a la misma altura ¿Alguna vez has colgado una galería en el pasillo o en el salón? Si es así, probablemente sabes de lo que te hablo… Por suerte para las dos, he descubierto una forma de colgar cuadros que hace que sea pan comido. En este artículo te lo cuento con fotos paso a paso.

Hace poco reorganizamos la habitación de mi hija mayor para que funcionara mejor para ella. Como consecuencia, los cuadros que colgamos el verano pasado ya no tenían sentido en el sitio que estaban. Es parte del efecto dominó que tiene cualquier cambio en casa. Lo sé y lo tengo aceptado, pero ese paso final me da una pereza…!!! Sobre todo porque colgar cuadros me pone un poco de los nervios.

Sin embargo, hace poco Angela Rose colocó una galería de cuadros en su recibidor y enseñó en su cuenta de Instagram un truco buenísimo. Ella estaba haciendo una cuadrícula perfecta y necesitaba poner los clavos en el sitio preciso para que ningún cuadro quedara fuera de su sitio y destrozara el efecto.

La cosa es que el truco que enseñó no sólo vale para cuando quieres hacer una cuadrícula, sino para cualquier ocasión en la que necesites poner un cuadro, y además es muy sencillo. ¡Es lo que necesitaba para darle el último empujón a la habitación de mi hija! Y para que tú también lo puedas usar, te traigo el tutorial con fotos.

cuadros colgados en la pared

Materiales para colgar un cuadro fácilmente

  • Papel: debe ser al menos del tamaño del cuadro que vayas a colgar. Te puede servir cualquier papel: folletos, periódicos, de hornear, craft…
  • Lápiz
  • Tijeras
  • Cinta adhesiva / washi tape (también puedes utilizar blu-tack, pero es más caro)
  • Clavos o colgadores especiales para cuadros
  • Martillo
  • Y tus ojos 👀

¡Ya está! Ni siquiera necesitas a una segunda persona. ¡Vamos con el paso a paso!

1. Hacer una plantilla de papel para cada cuadro

Lo primero que tenemos que hacer es delinear sobre el papel el contorno de los cuadros que vamos a colgar. Yo usé papel de hornear porque era lo que tenía a mano, pero te vale cualquiera que sea lo suficientemente grande para tus cuadros.

Recórtalas para tener listas tus plantillas.

haciendo una plantilla del cuadro en papel de hornear

2. Marca en la plantilla dónde está el colgador del cuadro

Esta es la clave y no puede ser más fácil. Pon la plantilla sobre el cuadro boca abajo, de forma que coincida perfectamente el contorno. Entonces, pasa un lápiz por encima de donde están los colgadores del cuadro, para marcar el contorno. Como cuando hacías monedas de papel de pequeña, pintando un papel encima de una moneda.

marcando con lápiz el gancho en la plantilla

3. Pega las plantillas en la pared en la posición en la que vas a colgar tus cuadros

Puedes usar celo, washi tape, blu-tack, o lo que quieras mientras que sea fácil de despegar. De esta forma, puedes visualizar cómo va a quedar tu cuadro colgado. Y si quieres hacer algún cambio, ¡no hay problema! Como todavía no has agujereado nada, eres libre de mover las plantillas 100 veces si hace falta.

plantillas de papel en la pared para planear una galería de cuadros

¡No quites aún las plantillas! Que todavía van a servir para algo más.

4. Pon los clavos sobre las plantillas

Como has marcado dónde están los colgadores, sabes el sitio justo donde tienes que apoyar la punta del clavo.

Ten cuidado: si los colgadores no están bien centrados o simétricos, deberías poner el papel con las marcas de lápiz de cara a la pared. Si el papel no se transparenta, hay que señalizar bien el punto donde deberás poner el clavo. Por ejemplo, apretando el lápiz para que se vea la marca por el otro lado.

clavando con martillo un colgador para cuadros

Yo uso estos colgadores en lugar de clavos. Son muuuucho más fáciles de poner, es imposible machacarse los dedos con el martillo y el marco no queda separado de la pared.

5. Cuelga tu marco

Ya puedes arrancar la plantilla de un tirón y poner tu marco en su posición. ¡Habrá quedado perfecto!

Y si, por lo que sea, se tuerce un poco hacia un lado, no te preocupes, que hay otro truquillo: coge una bolita de blu-tack (esa masilla autoadhesiva que no mancha) y ponla por detrás de una esquina para que lo sujete en su posición. ¡Listo!

poniendo blu-tack en la esquina de un cuadro

¿Qué te parece? ¿A que está chupado? Este es el comienzo de una nueva era para las paredes de tu casa y de la mía. Colgar un cuadro con este sistema es tan fácil, que no va a haber excusa para hacer los cambios que se nos ocurran. ¿Has colgado cuadros recientemente? ¿Qué técnica has usado hasta ahora? ¡Cuéntamelo todo en los comentarios! 👇👇

Consigue ya la guía gratis

¡Por cierto! Todavía puedes conseguir gratis mi guía 5 trucos para que tu casa esté ordenada (o que al menos lo parezca). Pídela ya porque sólo va a estar disponible por un tiempo limitado.

4 comentarios en «Cómo colgar un cuadro fácilmente!!»

  1. Hola, es genial! Hasta ahora la incertidumbre de si quedarían alineados me producía hasta ansiedad, problema resuelto. No es fácil documentarse sobre este tema, gracias a algunas mentes pensantes.

    Responder

Deja un comentario

Información básica sobre protección de datos

  • Responsable: Estrella M. García Lozano .
  • Finalidad: Moderar los comentarios y responder las consultas.
  • Legitimación: Tu consentimiento.
  • Destinatarios: Webempresa América INC..
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.